Putin calificó de catástrofe la explosión en un hospital de Gaza y pidió negociaciones


«Tengo la impresión de que nadie quiere que esto continúe, que el conflicto se desarrolle y que la situación empeore aún más», aseguró el presidente de Rusia.


El presidente de Rusia, Vladimir Putin, afirmó este miércoles que una explosión en un hospital de Gaza que mató a cientos de palestinos fue una catástrofe terrible que demostró que el conflicto debería terminar mediante negociaciones.

Los funcionarios palestinos culparon a un ataque aéreo israelí por la explosión en el hospital Al-Ahli al-Arabi, que según dijeron había matado a unas 500 personas.

Israel contrapuso que la explosión fue causada por un lanzamiento fallido de un cohete por parte del grupo militante Jihad Islámica Palestina, que negó la culpa.

«En cuanto al ataque al hospital, la tragedia que ocurrió allí es un acontecimiento terrible», aseveró Putin después de conversar con el  presidente chino Xi Jinping en Beijing.

Y amplió: «Realmente espero que esto sea una señal de que debemos poner fin a este conflicto lo antes posible. En cualquier caso, debemos
centrarnos en la posibilidad de iniciar algunos contactos y negociaciones».

Rusia, que tiene relaciones con Irán, Hamás, las principales potencias árabes, así como con los palestinos y con Israel, comentó  repetidamente que los Estados Unidos y Occidente ignoraron la necesidad de un Estado palestino independiente dentro de las fronteras de 1967.

Putin habló el lunes con el presidente iraní, Ebrahim Raisi, el presidente sirio, Bashar al-Assad, el presidente egipcio, Abdel Fattah al-Sisi, el  presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, y el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu.

En esas conversaciones, les comentó que se había formado la impresión de que ningún actor importante quería que el conflicto se intensificara. 

«Tengo la impresión de que nadie quiere que esto continúe, que el conflicto se desarrolle y que la situación empeore aún más», aseguró Putin.

Y se explayó: «En mi opinión, los principales actores, algunos, por definición, no quieren, otros tienen miedo de algo, pero tengo la impresión de que prácticamente no hay actores dispuestos a desarrollar el conflicto y convertirlo en una guerra a gran escala».

Putin también reveló que había discutido la situación con Xi, según la agencia de noticias Reuters.

Un mensaje para Biden

Por otro lado, Putin rechazó los comentarios del presidente estadounidense, Joe Biden, afirmando en una entrevista en Pekín que los intereses de Moscú no pueden reprimirse y que los políticos estadounidenses deberían aprender a respetar a los demás.

Putin respondía así a los comentarios de Biden en una entrevista con CBS News, en la que declaró: «Imagínense lo que pasaría si, de hecho, unimos a toda Europa y Putin es finalmente puesto bajo control, donde no pueda causar el tipo de problemas que ha estado causando».

En una breve entrevista emitida por la televisión estatal china durante una cumbre en Beijing, Putin afirmó: «No se trata de mí personalmente. Se trata de los intereses del país. Y es imposible reprimir los intereses de Rusia. Hay que tenerlos en cuenta».

Escrito por Noticias Argentinas