Macri pidió el voto por Bullrich con criticas a Milei: “Una organización tan débil será rápidamente infiltrada”


El ex presidente salio fuertemente contra el libertario a cinco dias de las elecciones y defendio a la candidata de JxC. Tambien cuestiono a Massa. Durante una de sus recorridas de campaña, fue abucheado en Bariloche.


Mauricio Macri decidió meterse a fondo en la campaña electoral a solo cinco días de las elecciones. En el mismo día en que tuvo una accidentada recorrida por Bariloche en la que fue abucheado, el ex presidente salió públicamente este martes a pedir explícitamente el voto por Patricia Bullrich y cuestionó duramente tanto a Javier Milei como a Sergio Massa. Lo más destacado que planteo es que la fuerza de los libertarios es “aún inmadura” y aventuró que será “rápidamente infiltrada” si llega al poder.

El ex mandatario hizo una extensa publicación en sus redes sociales con el sugestivo título de “Te pido que votes a Patricia”. Fue su broche a una campaña propia que activó apenas días atrás, cuando regresó al país tras uno de sus habituales viajes al exterior y salió a hacer recorridas en distintos puntos del país repartiendo volantes de la candidata de Juntos por el Cambio.

Este martes, luego de haber estado en actividades cuidadas en el norte del conurbano, el NOA, Rafaela y el interior bonaerense, Macri estuvo en Bariloche, donde fue escrachado por personas no identificadas. Habrían sido turistas. Le gritaron “chorro”, “basura”, “vende patria”, “corrupto”, entre otros insultos, cuando salía de una chocolatería artesanal sobre la emblemática calle Mitre. Según el diario Rio Negro, el ex mandatario estuvo menos de una hora en la ciudad, durante el mediodía. Había viajado para dar una conferencia en un hotel de la ciudad.

Luego de esa visita, Macri lanzó en las redes su texto en favor de Bullrich, que tuvo réplicas del círculo más cercano de la candidata. “Patricia tiene el temple y el valor para afrontar este momento dificilísimo”, afirma el ex presidente en su comentario, donde pondera el volumen político de la oposición para hacerse cargo nuevamente del poder: “Un equipo técnico de primer nivel, ministros expertos, legisladores, intendentes, gobernadores y una red nacional de fuerzas que le darán los músculos necesarios para poder llevar a cabo los enormes cambios que están pendientes”.

Entonces Macri se ocupó de cuestionar a los principales rivales con los que Bullrich se disputa el domingo el ingreso a una potencial segunda vuelta electoral. “Tenemos al candidato que encarna el desastre mismo, no solo de este último gobierno catastrófico, sino de todas las décadas anteriores que gobernaron ellos y nos trajeron hasta acá”, le dedicó a Massa. Acusó al Frente de Todos de ser “un gobierno escandalosamente corrupto” y subrayó sobre el ministro-candidato: “Nos deja quebrados, en el umbral de la hiperinflación”.

Y cargó tintas sobre Milei, con quien Macri tiene contacto personal que incluso generó suspicacias en la oposición por la salutación que le hizo cuando el libertario fue el más votado en las PASO. “Algunas de las buenas ideas que pueden tener no están acompañadas por la fuerza material necesaria para llevarlas a cabo”, dijo en un primer orden, sobre las promesas de campaña del libertario, como la dolarización.

Curiosamente, Macri habló de la posibilidad de que Milei llegue al poder: “Si ganaran eventualmente, llegaron sin un solo gobernador, pocos intendentes y un puñado de legisladores; no podrán producir cambios”, dijo para cuestionarlo.

Y planteó lo que podría ser la aventura libertaria en la Casa Rosada, recordando la alianza de Milei con el sindicalista Luis Barrionuevo para hacerse de fiscales para el domingo electoral. “Una organización tan débil será rápidamente infiltrada, como ya sucedió según lo que pudimos comprobar al verlos aceptar el apoyo de dirigentes gremiales que son parte del problema y no parte de la solución que necesitamos”.

MC/MG