Kicillof: “Muchos intendentes de la oposición coinciden con el modelo de provincia que estamos planteando”

En una exclusiva para El Destape, el gobernador bonaerense analizó el año electoral que se viene, su relación con la oposición, la “proscripción” a Cristina Fernández, el rol del Poder Judicial y la temporada de verano.


La jornada del gobernador Axel Kicillof arrancó muy temprano en General Madariaga con la recorrida en la Planta Eléctrica, junto al intendente, Esteban Santoro. A media mañana del miércoles viajó a Villa Gesell y participó de la muestra de cierre «Escuelas de Verano» con niños y niñas en la EP N°2 «Almafuerte». Luego se reunió con representantes de sectores productivos del turismo y la cultura, y más tarde mantuvo un segundo encuentro de 2 horas y media con los intendentes de la Costa Atlántica. Finalmente, se sentó a charlar con El Destape y analizó el año electoral que se viene, su relación con la oposición, la “proscripción” a Cristina Fernández, el rol del Poder Judicial y la temporada de verano.

«Muchos intendentes de nuestra oposición, generalmente del radicalismo, coinciden muchísimo, a veces más en off que en on, con el modelo de Provincia que estamos planteando», contó y, luego, cuando se refirió a la situación de la Vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner sentenció: «No puede ser que Cristina esté prohibida, no puede ser. No puede estar proscrita».

Loading video

Con la playa y el mar como paisajes, y el infaltable mate de por medio, Kicillof también brindó detalles de una temporada en la Costa Atlántica a tope: “Acá en Gesell hay un 98% de ocupación, la verdad que son números que no hubo ni siquiera la temporada pasada que fue la mejor en los últimos 20 años. Y no es solo en Villa Gesell, también se ve esa ocupación en destinos no tradicionales. Se está viendo una especie de derrame y es la primera vez que uso esa palabra con propiedad”.

“La gente va buscando lugares porque no hay ubicación, hay restaurantes con tres turnos, la verdad que obviamente nadie niega las dificultades, pero la verdad es que la gente puede disfrutar, descansar y veranear. Tenemos los Paradores Recreo donde hay muchísimas propuestas para los turistas, con diferentes posibilidades económicas, mucho espectáculo, mucha cultura”, agregó.

Muchos intendentes de nuestra oposición, generalmente del radicalismo, coinciden muchísimo con el modelo de Provincia que estamos planteando

– Hace días afirmaste que estabas para otro mandato más y en este verano arrancaste con conferencias de prensa llamadas “Derecho al futuro”. ¿Qué es ese derecho al futuro para el bonaerense? ¿Qué significa?

-Poniéndolo en pocas palabras planteamos que hay una clara disyuntiva de cara a las elecciones que vienen. Obviamente nadie desconoce la pandemia, la guerra y, si faltaba poco, la sequía en provincia de Buenos Aires y en buena parte de del país, pero más allá de todas las dificultades, creo que la gran disyuntiva, el gran dilema que hay de cara al año electoral es los derechos -que nuestro gobierno es un gobierno que reconoce derechos – o la derecha. Nosotros venimos trabajando en educación, en salud, también en el derecho al turismo, al esparcimiento, o sea, es una batería de propuestas del Estado de donde se reconocen derechos. Y la gran disyuntiva es la derecha o los derechos, porque ya hemos escuchado cuál es la propuesta que trae el macrismo en versión original y en copias como Larreta, Bullrich y compañía. Y lo que traen es un programa económico de ajuste feroz, salvaje y de privatizaciones. Es un revival de lo peor del neoliberalismo de los ’90 en un mundo totalmente distinto. La gran disyuntiva, el gran dilema que hay de cara al año electoral es los derechos o la derecha.

Uno ve que en Europa se están discutiendo los servicios públicos, el costo de la energía, y acá vienen con políticas que no son ni promercado, porque la verdad que matan el mercado. ¿Qué mercado va a haber si la gente no tiene un mango en el bolsillo, si no tiene derecho a un salario, si no tiene derechos laborales, vacaciones o laburo? El derecho del futuro remite a que hay una batería de cuestiones que son más estructurales, más de largo plazo, que también tienen que ver con cada una de las áreas de gobierno y tienen que ver con grandes proyectos que están destinados a integrar más la provincia, a resaltar la identidad de la provincia.

-¿A qué dirigente de la política le dirías la frase de Messi: ‘Andá pa’ allá bobo’?

-No, yo les diría “Vengan pa’ acá”. Cuando veo a la oposición, tienen 12, 13, no sé cuántos candidatos han lanzado.

-Superaron a los once de la Scaloneta

-Claro, ya no son ni la macrineta (risas). Tienen una cantidad muy grande de candidatos y creo que la política que tienen es agredir, ningunear y desconocer lo que hacemos.

-¿Pero a quiénes les dirías “vengan pa’ acá”?

-“Vengan pa’ acá” a todos. Sobre todo a los que estén en condiciones de discutir un proyecto de provincia. Yo estoy intentando eso, que en vez de mentir con cuántas ambulancias hay en Gesell, podamos discutir por ejemplo con el intendente de Mar del Plata por qué trabó el petróleo offshore. Nosotros queremos diversificar la matriz productiva y cuidando el medio ambiente a rajatabla. Entonces, si pudiéramos discutir los proyectos de provincia y proyecto de país, a eso me refiero con “vengan pa’ acá”. Discutamos seriamente por qué no hicieron nada o por qué ahora nos dicen qué tenemos que hacer. Muchos intendentes de nuestra oposición, generalmente del radicalismo, coinciden muchísimo, a veces más en off que en on, con el modelo de Provincia que estamos planteando. En el interior de la Provincia de Buenos Aires hicimos los caminos rurales, generamos una policía rural, una inversión muy grande en infraestructura, en conectividad, estamos haciendo rutas, reabrimos las escuelas rurales que cerró Vidal, hacemos frigoríficos municipales, abrimos centros universitarios. ¿Se puede hacer más? Sí, por eso necesitamos más tiempo y más recursos. Con mi oposición yo lo que tengo que discutir es que si están de acuerdo con nuestro proyecto, ¿Por qué apoyan a Larreta que les saca los recursos a la provincia de Buenos Aires para llevarlos a una ciudad que tiene tres veces más recursos por habitantes que la provincia? Es de una injusticia…

 

 

La mirada de Kicillof en el caso de Fernando Báez Sosa

-Te llevo a un caso que conmovió a la sociedad como es lo que pasó con Fernando Báez Sosa. ¿Cómo venís siguiendo el caso tanto como padre como Gobernador? 

-Desde que ocurrió fue todo un espanto. En una causa judicial tan delicada en curso ¿que puedo decir? Es un espanto. Las responsabilidades, las condenas, todo eso le queda a la justicia definirlo. La verdad es que yo creo que esta cuestión, independientemente de cómo terminen las condenas, e independientemente de acompañar a la familia en el dolor, hay que hacer todo lo que se debe hacer a nivel de sociedad para que esto no ocurra nunca más. A todos nos llama la reflexión. Mi hijo mayor está empezando a acercarse a esa edad, y uno tiene todas las pesadillas juntas. Esperemos que los responsables tengan lo que merecen.

La proscripción a Cristina Fernández

– Ya inauguraste 130 escuelas, ¿llegas a las 150 este año? 

-Noooo, mucho más, mucho más. Tenemos muchísima obra de infraestructura educativa, hospitalaria, vial, portuaria, hay muchísimo para hacer. Por ejemplo, las escuelas que tienen jornadas de cuatro horas en la provincia de Buenos Aires son el 70%. Cuando llegamos nosotros solamente un 30% tenía jornada extendida, que quiere decir que tienen una hora más o doble jornada. Esperamos terminar dando vuelta esta ecuación, es decir, con un 70% de escuelas con doble jornada.

-¿Qué crees que va a pasar con esta “proscripción” a Cristina Fernández de Kirchner?

-Creo que un primer punto es dejar en claro esto de proscripción y cuál es la situación. Todavía no se conocen ni los fundamentos, pero la condena ya está en primera instancia. Una condena a prisión y a la imposibilidad de desempeñar cargos públicos de por vida. Cristina es la principal dirigente del peronismo. O sea no es a cualquiera dirigenta, sino a “la dirigente política”. Un Poder Judicial, que tiene un sector al que llamamos partido judicial putrefacto que está en contacto y connivencia con medios de comunicación, con servicios de inteligencia y con una parte de la política nacional e internacional, se anima a proscribir a Cristina. Entonces también pone al peronismo en una situación donde su principal dirigente está condenada. Y después te dicen que esa condena se puede revisar en una segunda instancia. ¿Y quiénes son los jueces de segunda instancia? Hornos y Borinski, jugadores de pádel con Macri. Entonces, ¿cómo se gobierna este país así? Levantar la proscripción de Cristina; hay que señalizarlo. Y que se hagan cargo los sectores de nuestra oposición, los sectores del Poder Judicial, los sectores mediáticos, los sectores de ese submundo de la inteligencia residual de todo esto. Que se hagan cargo los que quieren que el peronismo vaya a una elección en estas condiciones, y además que se calle la boca. Una vez comprendido y señalizado, hay que levantar esa proscripción. No puede ser que Cristina esté prohibida, no puede ser. No puede estar proscrita. El peronismo tiene una historia de proscripción que fue no solo contra Perón, sino contra los símbolos, contra la marcha. O sea que no es contra Cristina, es contra el peronismo. Yo lo asumo así y creo que esto es tan, pero tan escandaloso, que tenemos que poner el eje ahí.

Autor/a

Mario Diéguez